Criocirugía Cervical
English Version

Definición
La criocirugía cervical es el uso de de frío extremo para congelar áreas del cuello uterino. El cuello uterino es la parte inferior del útero.

Razones para realizar el procedimiento
Matar y eliminar las células anómalas del cuello uterino, particularmente las células precancerosas.

Cuello uterino con tumor precanceroso

Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

Factores de riesgo de complicaciones durante el procedimiento
Qué esperar
Antes del procedimiento
Báñese en la mañana del procedimiento. Tal vez pueda querer que alguien la lleve a su casa.

Durante el procedimiento
En general, no se administran medicamentos para este procedimiento. Se suelen recomendar antiinflamatorios, como ibuprofeno y naproxeno, que se deben tomar alrededor de una hora antes de la cita.

Anestesia
Este procedimiento no requiere anestesia.

Descripción del procedimiento
Se recuesta sobre una camilla, con los pies colocados en estribos, como lo haría para un examen pélvico. Se inserta un espejo dentro de la vagina para abrirla. La sonda de criocirugía se inserta en la vagina y el óxido nitroso enfría extremadamente la punta. La punta toca las áreas anómalas del cuello del útero y permanece allí durante 3 a 5 minutos. Se puede sentir un poco acalambrada en este punto. Después, se retira la punta, lo que permite que los tejidos regresen a su temperatura normal en aproximadamente 3 a 5 minutos. El ciclo de congelamiento/descongelamiento se puede repetir varias veces para cada área anormal en el cuello del útero.

Después del procedimiento
Permanecerá acostada por al menos diez minutos después del procedimiento. Algunas mujeres experimentan mareos o enrojecimiento.

Después del procedimiento, asegúrese de seguir las indicaciones de su médico.

¿Cuánto durará?
El procedimiento dura entre 10 y 30 minutos.

¿Dolerá?
Probablemente sienta algunos calambres durante el procedimiento. Algunas mujeres también presentan la sensación de ardor.

Posibles complicaciones
  • Mareos, desmayos, sofocos (durante el procedimiento o inmediatamente después)
  • Calambres (durante el procedimiento)
  • Sangrado
  • Infección
  • La abertura vaginal se estrecha o le salen costras

Hospitalización promedio
No es necesaria la hospitalización.

Cuidado posoperatorio
  • Usar una toalla sanitaria para absorber el flujo que se presenta normalmente por varias semanas después de la criocirugía.
  • Si se necesita, tomar acetaminofeno o ibuprofeno para tratar la incomodidad durante uno o dos días después del procedimiento.
  • No utilice tampones ni duchas vaginales. No tenga relaciones sexuales por 4 a 6 semanas después de la criocirugía.
  • Su médico programará pruebas de papanicolaou cada 3 ó 4 meses durante el primer año. Para el segundo año, se programarán cada seis meses.

Resultado
Los tejidos anómalos del cuello del útero se desprenden y se eliminan en una secreción vaginal acuosa durante las 4 a 6 semanas posteriores al procedimiento. En algunos casos, se puede programar más de una sesión de criocirugía.

Llame a su médico si ocurre lo siguiente
  • Signos·de infección, incluso fiebre y escalofríos
  • Dolor abdominal
  • Sangrado vaginal, distinto al sangrado ligero, especialmente si éste satura más de una toalla sanitaria cada hora
  • Secreción vaginal con olor desagradable
  • Dolor continuo o calambres que no se mitigan con medicamentos sin prescripción médica



RESOURCES:
National Cancer Institute


CANADIAN RESOURCES:
The Society of Obstetricians and Gynaecologists of Canada


References:
American College of Obstetricians and Gynecologists website. Available at: http://www.acog.org/ .

Procedures for Primary Care Physicians . Mosby-Year Book, Inc.;1994.

Last Reviewed noviembre 2012



Health Information Library content is provided by EBSCO Publishing, fully accredited by URAC. URAC is an independent, nonprofit health care accrediting organization dedicated to promoting health care quality through accreditation, certification and commendation.

 

This content is reviewed regularly and is updated when new and relevant evidence is made available. This information is neither intended nor implied to be a substitute for professional medical advice. Always seek the advice of your physician or other qualified health provider prior to starting any new treatment or with questions regarding a medical condition.

 

To send comments or feedback to EBSCO's Editorial Team regarding the content please e-mail healthlibrarysupport@ebscohost.com.